Connect with us

Published

on

universidad cuauhtemoc

                       Foto: Mario J. Fuentes

Puebla, Pue. a 22 de octubre del 2018
Por: Antonia Tapia Cruz

Autoridades de la universidad Cuauhtémoc y de la ANECPAP, anunciaron el XXVI Congreso de comunicación política e imagen pública, dirigido a jóvenes, con el objetivo de enseñarles una nueva forma de ver la política y conocer el ámbito a través de un tema más fresco.

Patricio Orea González, Secretario General de la Universidad Cuauhtémoc, Luis Cuaxilo, organizador del congreso y Rafael Hernández Almeida, Secretario General a nivel nacional de la Asociación Nacional de Estudiantes de Ciencias Políticas y Administración Pública (ANECPAP), indicaron que el congreso está dedicado a la comunicación política, cuentan con presencia en más de 25 universidades a nivel nacional y esperan estudiantes de Campeche, Yucatán, Torreón y Oaxaca.

“Actualmente los electores y el público en general ya no consumen los mismos contenidos, por ello, los nuevos cuadros universitarios y los nuevos perfiles de los políticos deben formarse en un sentido más profesional, la comunicación política es una de las ramas de profesionalización, por eso temas como la imagen pública, la comunicación no verbal, el lenguaje corporal son decisivos en una elección y los jóvenes debemos empezar a consumir nuevos contenidos”.

Ejemplificaron que las redes sociales en la política es un tema importante que se trabajará en el congreso, pues su uso impacta de gran manera.

Resaltaron la importancia de generar estos eventos para fomentar la participación de los jóvenes, toda vez que la sociedad atraviesa por momentos duros, en cuestión de pérdida de valores y ética, y es a través de la participación de éstos, dar un rumbo distinto al país.

Los ponentes, serán Álvaro Gordoa, Edurne Ochoa, Michelle Olmos, Nancy Vázquez, Alejandro Suarez y a nivel local, Fernando Chevalier Ruanova, Magistrado presidente del Tribunal Electoral del Estado de Puebla (TEEP).

El costo será de 450 pesos, que incluye una constancia de participación que emite la Universidad Cuauhtémoc, un kit de trabajo, una pulsera para una fiesta en Cholula y el libro de Álvaro Gordoa, “El método del habla”, autografiado.

Universidades

El distanciamiento no nos priva de comunicarnos

* Respira: todo pasará

Published

on

Puebla, Pue. a 2 de abril de 2020

El distanciamiento social puede tener efectos psicológicos importantes, sobre todo en quienes tienen antecedentes clínicos. La comunicación y el autoconocimiento son claves para pasar los tiempos de guarda en armonía.

Con el paso de los días, es normal que comencemos a sentirnos desorientados por las grandes cantidades de información que hemos consumido, el tiempo que hemos pasado en el mismo lugar y la inevitable incertidumbre que rodea a la contingencia internacional.

En términos generales, los efectos psicológicos de la pandemia se relacionan con cuadros de ansiedad, hostilidad y nerviosismo. Como señala el, Dr. Quetzalcóatl Hernández Cervantes, coordinador del Doctorado en Investigación Psicológica de la IBERO Puebla, no es solo el confinamiento la principal fuente de psicosis, sino la posibilidad latente de contagio que prevalece en la conciencia colectiva.

Afortunadamente, se trata de un escenario que no es del todo desconocido. Mucha gente ha encontrado el paralelismo con la contingencia por influenza de 2009 o la incertidumbre tras los sismos de 2017. Además, las personas que han tenido intervenciones quirúrgicas o enfermedades de largo tratamiento saben lo que es mantenerse en casa por tiempos prolongados.

Tómate un segundo

Ya sea que estés pasando los días de resguardo individualmente o en compañía de tu familia, las inminentes tensiones pueden crecer si no se les trata adecuadamente. El Dr. Quetzalcóatl Hernández recomienda tres ejes de acción para reconocer y aliviar sentimientos negativos:

Validación. Cuando aceptamos que ineludiblemente vamos a toparnos con cuadros de sentimientos y emociones adversas, podremos comunicarnos entre nosotros y tomar acción.
Exteriorización. Si procuramos mantenernos en una falsa entereza podríamos terminar expresándonos de maneras dañinas para nosotros mismos y para los demás. Debemos entender que todo es transitorio: estos pensamientos y sentimientos pasarán.
Tolerancia. Cada persona vive estos escenarios de forma distinta, por lo que es importante permitir y fomentar los espacios de privacidad. Nos podemos llegar a cansar de esta convivencia diaria, lo cual no significa otra cosa más que el reajuste de los hábitos y estilo de vida.

“Es normal que existan discrepancias entre los integrantes de la familia durante la convivencia continua, tal como ocurre en los viajes o periodos vacacionales. Estas situaciones deben aceptarse como posibles, inminentes y naturales”: Dr. Quetzalcóatl Hernández Cervantes.

Conócete a ti mismo

Para mucha gente, la crisis sanitaria llega en momentos de vulnerabilidad emocional o justo a la mitad de un tratamiento terapéutico o psiquiátrico. En estos casos, destaca el académico del Departamento de Ciencias de la Salud, se cuenta con la facilidad de continuar los procesos clínicos a distancia para mantener la comunicación y llevar control de los casos.

Si una persona sabe que es propensa a desórdenes emocionales o padece de enfermedades diagnosticadas que no están siendo tratadas, Hernández Cervantes recomienda llevar a cabo los siguientes ejercicios:

Respiración diafragmática. Inhalar profundamente utilizando el diafragma, llenando el estómago, y exhalar lentamente. Esto ayuda a situar el pensamiento y regular el ritmo cardiaco.
Relajación progresiva. Sé consciente de las reacciones físicas que tienes antes y durante una crisis de ansiedad o estrés y anticípate a ello mediante ejercicios de estiramiento, respiración y focalización del pensamiento.
Proyección de escenarios seguros. Una de las técnicas predilectas de la psicología. Visualiza un espacio en el que te sientas cómodo y en paz y trata de evocar hasta los mínimos detalles que te hagan sentir cómodo.

En lejanía, pero no en abandono

No es lo mismo estar distantes que mantenernos aislados. La emergencia sanitaria nos orilla a practicar un distanciamiento social que nos aleja de forma física. No obstante, la convivencia permanece de manera virtual gracias a la tecnología y las precauciones correspondientes.

Por su parte, el aislamiento puede ser un fenómeno de rechazo social autoimpuesto cuyos antecedentes suelen ir más allá de la cuarentena. “El principal diferenciador está en la comunicación significativa: el distanciamiento no nos priva de comunicarnos; el aislamiento, sí”.

Desde el ámbito profesional, existen opciones de asesoría y atención a distancia. La Asociación Psicoanalítica Mexicana ha proporcionado una línea de atención. Además, la Asociación Mexicana de Suicidología, mantiene un espacio radiofónico semanal cuyo eje central gira en torno a la salud mental. Lo más importante es aceptar la situación que estamos viviendo y hablar de aquello que nos afecta en el interior.

Continue Reading

Universidades

IDIT produce caretas de protección para personal médico

* El primer lote, compuesto por 200 caretas, ha sido donado al personal del Hospital del Niño Poblano. Se trata de la primera de varias estrategias de apoyo por parte del sector ingenieril de la IBERO Puebla.

Published

on

Puebla, Pue. a 1 de abril de 2020

En su portada más reciente, la revista The New Yorker dedicó una ilustración a las y los héroes de la contingencia mundial. En ella, se observa a una doctora haciendo una videollamada con su familia, rompiendo la cuarentena para que nadie más tenga que hacerlo.

En atención a las necesidades del personal sanitario de Puebla, el Instituto de Diseño e Innovación Tecnológica (IDIT) de la Universidad Jesuita ha puesto en marcha el diseño y manufactura de caretas de uso clínico con la intención de mitigar la transmisión de virus entre el paciente y el médico, una situación que se ha vuelto frecuente en escenarios de contagio más avanzados.

Ingeniería frugal

Para el Mtro. Aristarco Cortés Martín, director del IDIT, la materia prima de trabajo recae en las personas. El diseño, de uso libre y gratuito, propuesto es una adaptación de caretas profesionales cuyas adecuaciones están pensadas en que cualquiera pueda replicar la técnica con lo que tenga a la mano.

El Departamento de Ciencias e Ingenierías de la IBERO Puebla pertenece a la red mundial de makers: personas con recursos técnicos y habilidades que están dispuestos a ponerse al servicio de los demás.

Con tan solo 11 personas, se ha conformado un primer grupo de trabajo capaz de mantener los ritmos de producción al tiempo que se atienden las recomendaciones sanitarias. “De ahí la importancia de que estos diseños sean manufacturados en diferentes lugares: para cumplir con la demanda sin poner en riesgo a las y los elaboradores”, recuerda el titular del Instituto.

Prepararnos sobre la marcha

Alejandra Ronquillo, egresada de la Licenciatura en Diseño Industrial, fue contactada por el Mtro. Aristarco Cortés para integrarse a la primera cuadrilla de manufactura. En la producción del primer lote de caretas, es responsable del uso de las mismas máquinas que utilizó en sus días de formación.

Familiarizada con el sistema de producción, explica los cuatro pasos principales que lo componen:

Cortar láminas de plástico de 2 cm de grosor, lo cual es posible con las máquinas de corte con láser del IDIT.
Lijar las láminas y formar conjuntos de tres para el soporte de la careta.
Remachar estos conjuntos y añadir ligas de ajuste de diámetro.
Insertar la careta protectora hecha con acetatos, los cuales pueden conseguirse en las papelerías.

Al igual que ella, Franco Robledo, egresado de la Licenciatura en Ingeniería Mecánica, reconoce que la situación ha generado confusión y sentimientos encontrados. “No estábamos preparados para esto, pero debemos apoyar y salir adelante”. Ambos coinciden en que el voluntariado y la donación de instrumentos son formas de participar activamente en la contención del virus.

Nos debemos a la gente

El IDIT no es ajeno a las circunstancias de crisis y acción inmediata. Luego de los terremotos de septiembre de 2017, se llevó a cabo el diseño y construcción de albergues temporales para personas que perdieron sus hogares, esto en colaboración con asociaciones civiles como La Esperanza del Mañana y Bambú Puebla.

Ante el escenario pandémico, indica Cortés Martín, debemos demostrar que la ideología jesuita no se queda únicamente en las aulas, sino que se traslada hacia donde se necesita, atendiendo necesidades específicas con acciones puntuales.

La intención del trabajo situado es la manufactura por fases. Una vez que se satisfaga la demanda de caretas, se optará por el diseño y confección de casetas para intubación médica. Todo el equipo será ofrecido y puesto a disposición de los hospitales y clínicas que lo requieran en la Zona Metropolitana de Puebla.

Para apoyar a la causa, el IDIT y la IBERO Puebla están recibiendo donativos monetarios y en especie:

Datos bancarios para los donativos monetarios:

Banamex

Comunidad Universitaria del Golfo Centro, A.C.

CLABE: 002650486500030665

Donativos en especie:

Estireno calibre 40 o 60
Remaches de 1/8”
Acetato tamaño carta
Ligas de hule o elástico textil
Láminas de acrílico, 3 y 5 mm

Las aportaciones serán recibidas en la Entrada Principal de la IBERO Puebla, de lunes a viernes de 08:00 a 18:00 horas.

Informes con la Lic. Lorena Hernández Domenzáin al correo electrónico idit@iberopebla.mx

Continue Reading

Universidades

Atención a adultos mayores requiere del cuidado participativo: académica IBERO Puebla

* La condición de vulnerabilidad nos llama a mirar desde la empatía y la escucha activa a las personas de edad de avanzada. Protegerles es atender sus necesidades de viva voz.

Published

on

Puebla, Pue. a 31 de marzo de 2020

Los días de guarda han significado un redescubrimiento de los espacios habitacionales y sus protagonistas. De repente, somos más conscientes de los vecinos de junto. Reflexionamos y nos damos cuenta de que apenas sabemos sus nombres. En algunos casos, reconocemos que son personas mayores con necesidades específicas. No estaría por demás echar una mano.

De acuerdo con cifras oficiales (2018), alrededor de 1.7 millones de mexicanas y mexicanos viven solos, siendo los adultos mayores una parte importante de esta cifra. Esta condición suma a la percepción de vulnerabilidad: se trata de mujeres y hombres que pueden contar con enfermedades crónicas, deficiencias en el sistema inmunológico y falta de empleo.

Como informa la Mtra. Guadalupe Chávez Ortiz, directora del Departamento de Ciencias de la Salud de la IBERO Puebla, este contexto ha propiciado algunos apoyos del sector público, como el cobro anticipado de pensiones o la atención prioritaria en centros de salud. No obstante, queda mucho por hacer.

Ante el escenario de cuarentena, es común que las personas mayores se enfrenten a múltiples dificultades para hacer actividades cotidianas. Cosas como realizar pagos o conseguir comestibles pueden poner en riesgo su salud. Por ello, es importante construir redes de atención y acompañamiento para asistir a nuestros vecinos y seres cercanos que así lo necesiten.

Por otro lado, si las salidas son inevitables, los adultos mayores deberán extremar las multicitadas precauciones: guardar la sana distancia, utilizar cubrebocas, procurar un aseo exhaustivo al regresar a casa y no salir en caso de presentar malestar físico.

“Tenemos la ventaja de las redes sociales, mismas que, si bien no son manejadas directamente por los adultos mayores, sí pueden representar herramientas valiosas para tejer estas redes de colaboración”: Mtra. Guadalupe Chávez Ortiz.

Papá, mamá: el virus es real

La mujer y el hombre de edad avanzada son personas cuya idiosincrasia recae en usos y costumbres que no necesariamente corresponden a los nuevos paradigmas sociales. El arraigo a los hábitos es tal que difícilmente se les hará modificarlo, lo cual tampoco debe ser la vía de acción.

Para asegurar una adaptación eficaz a las nuevas medidas de prevención sanitaria, la Mtra. Chávez Ortiz propone tres ejes fundamentales. La próxima vez que tu papá, mamá, abuela o abuelo se muestre reacio con respecto al virus, recuerda:

No infantilizarles: no sólo hay que decirles qué hacer, sino explicarles la situación, los riesgos y medidas de prevención que todas y todos hemos de seguir.
Erradicar el concepto de la terquedad y sustituirlo por una concepción de que la o el adulto mayor es una persona con ideas consolidadas que difícilmente cambiarán.
Guardar la paciencia y llegar a consensos por el bien de todas y todos.

Cuidado con calidez

No por estar lejanos somos ajenos. Si bien muchas familias viven en hogares separados, esto no implica que no se pueda dar acompañamiento físico de forma moderada. “En estos casos, las visitas no están prohibidas, sino que la cercanía física debe limitarse”, comenta Chávez Ortiz. Llevar despensa o medicinas es un buen pretexto para un encuentro breve y precavido.

Si no es de manera presencial, las llamadas siempre son opciones viables para hacerle saber a las personas que nos interesamos por ellas. El cuidado de los adultos mayores está estrechamente relacionado con el aspecto emocional y anímico: escuchar, entender y atender es la ruta ideal para mantenerse unidos aun en el distanciamiento.

Continue Reading

Universidades

Hay un bichito que no nos deja salir

Published

on

Puebla, Pue. a 30 de marzo de 2020

Hablar con las personas más pequeñas del hogar sobre la cuarentena y sus causas puede resultar una tarea complicada. No obstante, también supone una oportunidad de formación de hábitos y canales de comunicación.

“¡No podemos salir ni a la calle ni al patio! ¡Hay un bicho y es feo!”, le dice una niña argentina a su papá. La conversación, grabada por este último, se viralizó en redes sociales gracias a la ternura de la pequeña y su capacidad de entender lo que muchos adultos se rehúsan a aceptar.

Las y los más jóvenes, frecuentemente subestimados, pueden ser bastante perspicaces cuando se les habla con el lenguaje correcto. La clave está no solo en recurrir a palabras y conceptos sencillos, sino a referentes iconográficos como las múltiples representaciones del virus. Así lo recomienda la Mtra. Mónica Palafox Guarnero, coordinadora de los Posgrados en Psicología en el Departamento de Ciencias de la Salud de la IBERO Puebla.

Mitigar las ansias por la incertidumbre temporal puede resultar un reto importante. Para evitar el fenómeno clásico de “¿Cuánto falta?”, se puede recurrir a narrativas fantásticas para ayudar a la comprensión y paciencia. Está el caso de Susana Distancia, la nueva superheroína encargada de enseñarnos cómo cuidarnos durante estas fechas de guarda. “Ella nos dirá cuándo salir”.

¿A qué jugamos ahora?

Las rutinas nos vuelven disciplinados y le dan un hilo conductor a nuestro día a día. En tiempos como estos, es importante establecer acuerdos para el desarrollo de actividades concretas en horarios definidos: tener tiempo para comer en familia, estudiar, jugar o leer.

“Todos los días, los adultos estamos informándonos. Cuando llegue el día en que podamos salir otra vez, se los vamos a comentar. Por el momento, vamos a estar todas y todos juntos en casa, cuidándonos”: Mtra. Mónica Palafox.

En el aspecto académico, dice Palafox Guarnero, se recomienda intentar seguir los horarios escolares habituales: si los martes tenía clases de geografía e inglés, atender esas asignaturas todos los martes. También es importante los denominados ejercicios de descarga de tensión: actividades lúdicas que buscan mantener a las niñas y niños en movimiento.

Todas y todos aprendemos

Si bien las niñas y los niños suelen ser el eje de las familias, es importante que todos los habitantes del hogar se sientan tranquilos y cómodos, pues la convivencia permanente puede generar asperezas. Por ello, se deben establecer límites y dinámicas de convivencia de forma explícita.

Para ello, la Mtra. Palafox recomienda la asignación de espacios para estar solas o solos, incluso para las y los más pequeños. “El espacio íntimo tiene que ver con la gestión de las emociones ante un escenario de convivencia cercana al que no estamos acostumbrados”. Esto ayudará a reforzar la idea de individualidad, así como el respeto y tolerancia hacia los demás.

Como reconoce nuestra académica, “estamos ante nuevas vías de expresión de los sentimientos, pues los tiempos de quietud nos dan la facultad de reflexionar y canalizar lo que sentimos.” Las semanas de resguardo son una oportunidad para reforzar las dinámicas de familia, al tiempo que aprendemos mejores hábitos de higiene y nos reconocemos en los demás.

Continue Reading

Tendencias